El botón de autodestrucción tiene nombre: cambio climático

El botón de autodestrucción tiene nombre: cambio climático

“Somos la primera generación que siente los efectos del cambio climático y la última que puede hacer algo al respecto” –Barack Obama

Por el equipo de investigación periodística: Los Heraldos

Se advirtió por todos los medios lo que iba a pasar. Era de lo único que se hablaba en televisión. Las personas que podían, se fueron o protegieron sus casas y negocios con grandes tablas de madera. Los autobuses de evacuación estaban a su máxima capacidad, los albergues comenzaban a llenarse. Las personas vaciaban los supermercados. Pero mucha gente no podía darse esos lujos. No tenían con qué proteger sus casas, no tenían con qué llenar sus alacenas, no tenían a dónde ir.

cyclone-2100663_1920

Entonces empezó el viento, poco a poco fue subiendo la velocidad hasta volverse ensordecedor. En las casas que aún estaban habitadas se sumergieron en la penumbra al quedarse sin energía eléctrica. Gente corriendo por la calle en busca de un lugar abierto en el cual protegerse, niños asustados aferrados a sus padres. Lo peor es cuando viene el agua. Azotando con tanta fuerza que se oyen crujidos y desplomes en todas direcciones. Se adentra en las casas y no deja de subir. Las personas saben que tienen que ir a un techo, pero no pueden salir hasta que el viento y la lluvia cesen, quedando atrapados, aferrándose a la esperanza de que el agua no los mate.

Así que como cientos de personas vivieron la llegada del huracán Harvey. Despojados de su hogar por la misma naturaleza. Viendo como el fruto del esfuerzo de una vida se desplomaba en cuestión de minutos. Quizá piensen que los huracanes son normales, que han pasado desde antes de que llegaran los humanos a la Tierra y no se pueden evitar. Pero científicos expertos en el cambio climático afirman que la magnitud y capacidad de destrucción de estos fenómenos ha ido en aumento a raíz de todos los cambios que hemos producido en el orden natural.

En este reportaje, queremos transmitir la importancia que tiene el cambio climático. El porqué no hay que esperar a que la naturaleza nos arrebate todo para ser conscientes del mal que hacemos. Ya no podemos dejar el tema para después. No es una cuestión de a quién afecta más o a quienes menos y tampoco de señalar a los responsables, no hay tiempo para eso. Lo que ahora nos corresponde como especie, es cuidar del lugar en que habitamos antes de que éste se deshaga de nosotros. La naturaleza no discrimina por edad, posición económica, política, ni racial, etcétera.

Sabemos que tenemos los recursos para mejorar, que tenemos los medios para difundir la información y que así todos comprendan la magnitud del problema y actúen en función de ello. Para lograr un cambio, probablemente sobre el único tema en que todos podemos estar de acuerdo, necesitamos actuar. Tenemos que exigir a las autoridades que cumplan con la responsabilidad de protegernos, de tener un plan y ejecutarlo correctamente, de hacer a un lado sus intereses económicos, pues el dinero no es comestible ni puede considerarse de mayor importancia a una vida humana.

Es nuestra intención probar que México puede hacer mucho por este tipo de problemas si se le empieza a dar la importancia necesaria. En nuestro país existen muchas situaciones, que parecen más relevantes como, por ejemplo: la desigualdad, la corrupción, la pobreza, la inseguridad, el narcotráfico y la política, por lo que no es fácil convencer a una sociedad, que cada día tiene que regresar a casa con el miedo de ser asaltado o con recursos insuficientes para mantenerse a sí mismo o a su familia, que el cambio climático afecta a cada uno de nosotros.

Pero a través de la investigación, hemos visto cómo tristemente, la mayoría de los países empiezan a actuar hasta después de una catástrofe. ¿Por qué esperar hasta entonces para hacer algo? Hemos visto como nuestro país es capaz de unirse en los momentos de tragedia, pero necesitamos llevar ese mismo sentimiento hacia una causa que nos afectará a todos sin importar el partido por el que votemos, la escuela en donde estudiemos o en lo que trabajemos.

El próximo año será muy importante en nuestro país, es momento de elegir a nuevos representantes que tendrán en las manos el poder y los recursos para lograr que nuestro país tenga un impacto positivo que nos beneficie como sociedad. Es nuestra responsabilidad como ciudadanos hacerles ver cuáles son nuestras preocupaciones y necesidades, exigir que cuenten con un plan de acción que no se lleve a cabo en función de intereses personales. Tienen que contar con un equipo capacitado en los temas y ofrecer soluciones realistas y dejar atrás la época en la que solo se buscaban las cosas para beneficio propio.

Ahora, lo que sabemos sobre el cambio climático es que mientras en algunas regiones hace mucho calor y las cosechas se pierden por falta de agua, en otras partes las lluvias, las tormentas y los huracanes inundan calles y nuestras casas, además de que dañan escuelas, puentes y caminos. A causa de incendios más frecuentes de bosques y selvas se mueren más plantas y animales.

explosion-123690_1920

Por el derretimiento de los polos el nivel del mar está aumentando y muchos lugares podrían inundarse (cabe resaltar que México es un país costero), sin importar el estado dónde radiquemos el calentamiento global nos afecta a todos. Además, están apareciendo en nuevas regiones más casos de enfermedades transmitidas por mosquitos, como el paludismo y el dengue. El uso de petróleo, gas y carbón para el transporte y la industria, así como la pérdida de bosques y selvas producen grandes cantidades de bióxido de carbono, uno de los principales gases que origina el calentamiento del planeta.

En el sureste de México las lluvias torrenciales inundan pueblos y cosechas, y los huracanes son una amenaza constante. Otra situación difícil se presenta en el Popocatépetl y el Iztaccíhuatl, pues se esta derritiendo el hielo que poseen. Muchos países trabajan conjuntamente para que los efectos del cambio climático no sean tan fuertes.
Para reducir los posibles impactos, México realiza diversas acciones, como: Plantación de árboles, prevención y combate de incendios de bosques y selvas, cuidado del agua, uso adecuado de energía, conservación de la diversidad de plantas y animales, mejora de prácticas agrícolas y ganaderas.

croatia-715889_1920

Si sumas tus emisiones contaminantes con las de tu familia, vecinos, y el resto de los mexicanos, así como las que se producen en las empresas, escuelas, industrias, casas y oficinas del país, podrías obtener el total del Gas de Efecto Invernadero (GEI) de fuentes antropogénicas generado en México. Si tuvieras estos mismos datos para todos los países y los sumaras, podrías conocer entonces las emisiones de todo el mundo.

Esta información ya existe, pero antes de mostrarla, debemos mencionar que debido a su disponibilidad, en las siguientes secciones manejaremos algunas veces   los GEI y en otras sólo al CO2, que es el principal gas de efecto invernadero. Veamos primero cómo son las emisiones a nivel mundial y regional y después cómo contribuye México a resolver el deterioro del medio ambiente.

Puesto en números, las regiones que en el 2002 sobresalieron por su emisión de GEI fueron además de Norteamérica (que contribuyó con 26% del total de ese año), el este de Asia (15%), Europa occidental (14%) y Medio Oriente (13%). Dejemos de lado las regiones y veamos qué pasa a nivel de país para una fecha más reciente, el año 2005. Los países que más CO2 emitieron por quema de combustibles fósiles fueron Estados Unidos, China, Rusia, Japón e India. En ese año, estos países emitieron poco más del 54% del total mundial. Por su parte, México contribuyó con el 1.4%, ubicándose entre los primeros quince países por su volumen de emisión.

Ahora veamos qué cantidad de GEI emitimos en México. De acuerdo con el último Inventario Nacional de Emisiones de Gases de Efecto Invernadero, en 2002 se produjeron poco más de 553 millones de toneladas de GEI. Suena poco si lo comparas con la emisión mundial, pero en realidad no lo es tanto si consideras que el peso de los GEI que se emiten en México equivale a unas 5 mil 500 veces el concreto empleado en la construcción del Estadio Azteca. El panorama resulta más preocupante si consideramos que nuestras emisiones se han incrementado en los últimos años: la emisión del 2002 fue 30% mayor que la estimada doce años antes, en 1990. En el 2002, la principal fuente de gases de efecto invernadero en México fue el sector energía, responsable de cerca de 70% de las emisiones. En este sector se incluye el consumo de los combustibles fósiles, indispensable para mover los autos y otros transportes y para la generación de electricidad.

En el país es necesario medir diariamente las condiciones de temperatura, lluvia, humedad y viento, además de observar las condiciones de nubosidad, la trayectoria de los huracanes, las masas de aire frío que entran por el norte a nuestro país, etcétera. Para ello se requiere conocer durante varios años el estado del tiempo. Varios años de mediciones y observaciones nos permiten entonces decir que el promedio de temperatura en el verano de México es de 26 grados centígrados y que llueve durante esa estación unos 370 milímetros.

¿Cuántos años se requieren para poder decir esto? Los especialistas en el clima consideran que se precisa de por lo menos 30 años de datos y observaciones para hablar con seguridad del clima esperado y de la historia de las variaciones posibles en el estado del tiempo de una región. En México, el Servicio Meteorológico Nacional es la institución responsable de tener esos datos y observaciones actualizados. Recolecta diariamente y en todo el país las mediciones obtenidas en miles de estaciones climatológicas ubicadas en toda la República.

Aunque las cifras aún se encuentran en revisión, el último inventario en México indica que el uso del suelo cambio de uso del suelo y silvicultura aportando alrededor de 14% de las emisiones nacionales de GEI. Esto querría decir que el total de las emisiones nacionales de GEI alcanza aproximadamente 643 millones de toneladas, es decir, cerca de 90 millones de toneladas más que nuestro primer estimado (553 millones de toneladas). Los datos más recientes publicados para México son del año 2002, sin embargo, actualmente se encuentra en elaboración el nuevo inventario de emisiones con datos del año 2006. Las cifras preliminares indican que en ese año la emisión de GEI fue de aproximadamente 626 millones de toneladas, sin considerar el uso del suelo, cambio de uso del suelo y silvicultura. Esto significa un incremento del 11% respecto al año 2002.

Ahora que contamos con la información para el mundo y México, comparemos en ambos casos las fuentes y su contribución a la generación de los GEI. Podrás notar que el patrón de emisiones en México es muy similar al mundial: la principal fuente es el sector energía, seguida por el uso del suelo, cambio de uso del suelo y silvicultura.

Es innegable que hemos emitido una gran cantidad de gases de efecto invernadero a la atmósfera, y ésta ha sido más intensa a partir de la Revolución Industrial iniciada en el siglo XVIII. Tan sólo en los últimos 50 años las emisiones acumuladas de CO2 fueron del orden de 898 mil millones de toneladas.

La mayoría de las veces, siempre nos ponemos a pensar sobre que pudimos haber hecho sobre tal situación o nos lamentamos por no hacerlo ahora, pero en el futuro pocas veces nos ponemos a reflexionar, ¿Qué nos espera? ¿Qué debemos hacer? Estas son preguntas que oímos día con día, pero nunca las reflexionamos o las aplicamos cuando tenemos la respuesta.

Con el cambio climático esto siempre sucede, vemos varias propuestas de expertos hacia lo que tenemos que hacer con el medio ambiente, pero quedan totalmente olvidadas o solo aplaudimos a los que intentar hacer un cambio, pero en la sociedad, solo se habla y no se actúa.

Es verdad que estos cambios son provocados por nosotros mismos, hemos invadido lugares que son necesarios para el medio ambiente y no nos preocupamos por cuidarlo o al menos con la naturaleza, que es una de las partes más importantes para nuestro planeta.

Según Antonio Soler: “Los seres vivos colonizan los medios donde pueden encontrar sus necesidades cubiertas y desaparecen cuando las condiciones cambian”. Esto es totalmente cierto, esto se sigue haciendo y en el futuro, si nosotros seguimos cambiando un medio a nuestra conveniencia, lo usamos, ya no nos sirve y después lo desechamos y desaparecemos, esto hará que cada vez haya más desastres, naturales, cambios climáticos, y falta de recursos para nuestra conveniencia.

Si continuamos solo alabando a los que sí hacen y nosotros no hacemos, nadie se beneficia, ni los que si hacen ni los que no, se debe trabajar en conjunto para poder dar con una solución que beneficie en conjunto, el principal problema es que solo observamos y no actuamos cuando es necesario, y no solo con los problemas del cambio climático y la naturaleza en general, si no con todo los demás temas.

Somos una sociedad que puede trabajar en conjunto, apoyar, y hacer cambios grandes para la sociedad y el cuidado del planeta, si en el futuro se trabaja de esta forma solidaria, tal vez no se salven muchos recursos naturales o especies, ya que se ha visto la extinción por nuestros actos, pero al menos tendremos un cambio en el clima, que evite tener menor cantidad de desastres naturales, huracanes o cambios climáticos repentinos.

Pero la otra cara de la moneda, y la cual está más vista, es ¿Qué pasa si no lo hacemos?, la respuesta es simple, no habrá un futuro para nosotros, se nos ha avisado ya desde hace mucho tiempo, lo imparten en las escuelas, en las noticias de gobierno, en la radio, tal vez son ejemplos un tanto fuertes, pero verdaderos y que si pueden llegar a suceder.

Como nos menciona Antonio Soler: “el Cambio Climático ha desencadenado unos fenómenos de retroalimentación que aceleran el calentamiento global: la liberación de ingentes cantidades de metano en zonas circumpolares (es un potente gas de efecto invernadero), la desaparición de los mantos de hielo (casquetes polares, banquisas, glaciares) que reducen la reflexión de la luz solar, la desecación del suelo que libera carbono, al igual que el calentamiento de los océanos, por citar algunos”. Ahora todas estas circunstancias de cambio están pasando actualmente, nos han mencionado esto por muchos años, pero aun así no se ha visto un cambio de mejora, Cada día que pasa, puede ser un día más en el que los polos se derriten estrepitosamente, o puede ser un día en el que no se produzca un desastre, depende de nosotros parar esta situación.

La decisión es totalmente nuestra, en México ya se han visto casos en los que la gente se une para cooperar con la sociedad, como en el momento de los temblores, aportando lo que sea, con el fin de ayudar, lo mismo puede suceder con el cambio climático, simplemente con lo más fácil y que se ha impartido por muchos años, como es el reciclar la basura, separarla, no tirarla en la calle, se nos ha mostrado por distintos medios, pero aun así no hacemos nada para ponerlo en marcha.

Es importante dar a conocer a las futuras generaciones estos casos de apoyo, como parte de la educación que es un elemento indispensable para apoyar al cambio climático, y aunque se ha dicho ya a distintas generaciones,  la actual, que es la generación Z no denota que hará un cambio,  y esto se debe a que no está siendo educada apropiadamente, ya que los padres en su vida diaria no refuerzan los valores que imparten en la escuela, pero esto debería cambiar en el futuro ya que la principal educación la recibimos en la casa donde vivimos y con ejemplos que aportan las personas de mayor jerarquía en la familia, siendo el factor más importante lo que se aprende dentro del núcleo de la sociedad.

Como nos menciona Antonio Soler, que opinó sobre cómo observa a la sociedad y al mundo en general: “Es muy reducida ya la población que duda de lo que está pasando, pero otra cosa es pasar a la acción. La gente lo siente en las estaciones, en las temperaturas, en los fenómenos climáticos extremos. Pero al tiempo seguimos de un modo digamos inconsciente, instalados en nuestra creencia de que hay que volver al crecimiento”.

Como nos dice el autor, en muchas ocasiones no solo el problema es de la sociedad, sino también las grandes empresas, que solo buscan crecer con notoriedad sin pensar en mínimo en el medio ambiente, se dice que ellas son las que contaminan y perjudican, aunque hay excepciones las que hacen algo por el planeta, pero en ocasiones solo aportan para ellos mismos y para su marketing, ya que en realidad solo lo dicen para vender más.

Si en el futuro las empresas, principalmente de fábricas aún siguen viendo por sí mismas y sin aportar o preocuparse en temas de medio ambiente, estas van a ser las principales que causen todos los problemas de cambio climáticos y naturales.

pollution-2575166_1920

Lo que hemos visto hasta ahora en todo el mundo son desastres cada vez más destructivos. Antes de que comenzaran los conflictos bélicos en Siria, entre 2006 y 2010 el 60% de las granjas sufrieron daños irreparables gracias una sequía nunca antes vista, que en consecuencia generó la muerte del ganado, desplazando así a dos millones de personas fuera del país.

Entre el 1 y 2 de diciembre, la ciudad de Chennai, India, recibió más lluvia en 24hrs. de lo que había visto desde 1901. Esto fue poco tiempo después de que los monzones, ya muy por encima de lo normal, hubieran llegado a la India. Solamente por esta lluvia, murieron 250 personas, mientras que otros miles resultaron heridos. Y mientras en algunas regiones el agua causa estragos, en lugares muy cercanos se viven olas de calor como nunca antes.

Pero los desastres naturales no son la única consecuencia de alto impacto en la vida humana. En las comunidades y regiones de bajas temperaturas, es el mismo frío quien protege estos lugares del insecto más peligroso para transmitir enfermedades. Los mosquitos. Gracias al aumento de temperatura de la Tierra, los mosquitos tienen mayores oportunidades de sobrevivencia en lugares donde antes era impensable. Sumado a eso, las temperaturas cálidas favorecen el crecimiento del virus que carga el mosquito, lo que lo vuelve más peligroso. Esto no nos es ajeno, pues en los últimos años el surgimiento de nuevas enfermedades como el zika y el chikungunya son los más claros ejemplos. Durante el brote del zika, por primera vez en la historia los doctores pidieron a las mujeres no embarazarse hasta tener la situación controlada.

En respuesta ante los cambios climáticos y sus consecuencias, ya que estas repercuten de manera económica y social, el gobierno mexicano ha tomado cartas en el asunto tomando las medidas necesarias para contrarrestar el calentamiento global, pues se entiende que este asunto no tiene fronteras, así que no es cuestión de un país, sino obligación de la humanidad entera, si una empresa contamina en China, comparte esa contaminación en todo el globo terráqueo; por lo pronto se han creado en México centros de acopio de cartón, pet, papel y vidrio según el INEGI existen 241 en distintas partes de la república, destacando a Querétaro con 51 centros de este tipo, aunado al hecho de que se han puesto contenedores para que la población lleve las pilas que ya no le sirven, ya que el hecho de ponerlas en un tiradero implica que se contaminen los mantos acuíferos, en los hospitales se les exige la existencia de contenedores especiales para depositar material quirúrgico y desechos tóxicos, lo mismo ocurre con algunas fábricas a quienes se les prohíbe arrojar en ríos los contaminantes de dichas empresas, también a mediano y largo plazo hay proyectos con plantas tratadoras de agua para limpiar ríos y lagunas.

Debemos comentar que se están llevando a cabo proyectos por parte de asociaciones en ayuda a la sociedad y en pro de la naturaleza como lo es TECHO, a quien en entrevista y a través de su representante Enrique Cano, director social de Techo México, al contestar la siguiente pregunta ¿Cómo el material que ocupa TECHO ayuda al medio ambiente? manifestó que

“ todos nuestros materiales con los que construimos las estructuras son de madera de pino y oyamel, todo viene de bosques certificados, de bosques que cumplen con toda la normatividad, son bosques totalmente sustentables, son renovables en el 100 por ciento y el otro material, que es el recubrimiento que nosotros utilizamos es fibrocemento que esta compuesto por fibras minerales completamente naturales, que no daña al medio ambiente, porque vienen de componentes de la naturaleza”.

Por otro lado parte de la sociedad que ha tomado conciencia contribuye con algunas acciones que les son fáciles de realizar de acuerdo al estudio cambios y hábitos del consumidor mexicano, las acciones que encabezan la lista son: separar la basura en orgánica e inorgánica con un veinti tres punto nueve por ciento de los cuatro mil quinientos ochenta y seis encuestados, también destaca el uso de focos que ahorran energía con un veinti tres punto 5 por ciento y desenchufar los aparatos electrónicos es otra acción que beneficia no solo al planeta sino también a nuestra sociedad.

Logrando con las acciones mencionadas que la naturaleza realice su proceso tal y como ha sido creada, que en la producción de los materiales que ahora son de usar y tirar se logre gastar menos y por lo tanto producir menos, disminuyendo la contaminación en su fabricación, que reciclando se ensucie menos el mundo, así como el agua que consumimos y que es vital para nuestra existencia, que al controlar el uso de la madera de los árboles no nos olvidemos que estos son parte de un ecosistema en el que aportan oxígeno y le dan fuerza a la tierra donde están plantados, pues sabemos que no es lo mismo un bosque que un desierto, ya que en el bosque habitan infinidad de especies, que incluso se alimentan de ellos, el cambio climático se debe principalmente a los malos hábitos que tenemos los humanos para transformar nuestro entorno, por eso se han creado leyes que pocos respetan y muchos quieren evadir, para la protección del medio ambiente, mismas que pretenden como reflejo de las necesidades de la sociedad la conservación y acrecentamiento de los recursos naturales.

La ley general de equilibrio ecológico y la protección al ambiente, la ley general de desarrollo forestal sustentable y la ley general de cambio climático son algunas de las leyes establecidas por el gobierno con el objeto de regular las actividades humanas para prevenir y contrarrestar el daño ecológico.

En otro rubro se han creado programas para que los campesinos lleven a cabo sus cultivos de tal manera que no vuelvan estéril la tierra y pueda seguir produciendo, ya que en muchos lugares se deforesta indiscriminadamente zonas boscosas, para convertirlo solo en pastizales, los que si bien es cierto ayudan a la ganadería, también lo es que con el paso del tiempo, se vuelven tierras inútiles, así que dichos programas, incluso con apoyos a fondo perdido, les otorgan orientaciones técnicas para poder llevar a cabo dichos programas.

En consecuencia, el Laboratorio de Cambio Climático y Ganadería de la Facultad de Veterinaria de la UADY indicó que los rumiantes emiten gases de efecto invernadero como el metano, pero que existen acciones que lo pueden reducir a través de la manipulación de la fermentación ruminal, con incorporación de taninos condensados y saponinas de árboles y arbustos, con lo que las universidades demuestran su interés por el cambio climático. También debemos mencionar los tratados internacionales entre Estados Unidos y México con el objetivo de controlar las emisiones de gas en la que se puede considerar la ciudad más grande del mundo, la ciudad de México.

En conclusión la base de una buena educación es el ejemplo de los que jerárquicamente llevan la batuta dentro del núcleo familiar y son ellos los principales obligados a tomar conciencia sobre que el cambio climático, que un día de seguir así no nos permitirá vivir en este planeta situación que se refleja al derretirse los polos y subir el nivel del agua en diferentes partes del mundo, la propagación de las enfermedades por el solo hecho de la migración de las especies, la muerte de otras especies que no lograron adaptarse al cambio climático, la esterilidad de la tierra, por el exceso de calor, la muerte que sobreviene ante las inundaciones por resultar atípicas, la sequía de mantos acuíferos por la falta de árboles y en consecuencia el efecto invernadero provocado por el CO2 que no se ha podido contrarrestar, sin embargo no todo está perdido también hay acciones que los seres humanos empiezan a tomar, tal vez como consecuencia del instinto de supervivencia, entre los que se cuentan los centros de acopio de pet, papel, cartón, pilas y vidrio, programas como ya hemos dicho tendientes a la reforestación de los bosques, programas para la limpieza y desazolve de ríos y lagunas, control sobre los pozos artesianos, sin olvidar los tratados entre los países circunvecinos para ayudarse por la defensa del medio ambiente.

Los heraldos

newspaper-1053933_1920

Misión.- Somos un grupo de periodistas cuyo fin es buscar la verdad, creemos firmemente en el poder de nuestras voces así que no tenemos miedo de ocultarlas, tenemos el poder para cambiar el mundo, comunicamos con ética y valores universales, buscamos dar a conocer las historias impregnadas en  la piel de las personas, que el mundo se entere de lo que sucede en lugares que jamás visitaran, que tal vez nunca pisaran, nuestra lucha siempre busca de la verdad, con cada palabra que escribimos, daremos a conocer las versiones de los eventos que jamás se escuchan pero que están dotadas de profundidad.

Visión. – Buscamos ser un grupo de periodistas consolidados y con peso en la sociedad, con resonancia en la transmisión de mensajes, queremos ayudar a propagar noticias verídicas.

Objetivos. – Buscamos generar cambios positivos para la población y dar a conocer la verdad.

Hipótesis: México es un país con la capacidad y los recursos para mejor su impacto en el medio ambiente y así reducir y contrarrestar los efectos del cambio climático en su territorio.

 

 

Alfredo Segura Parra

-Comunicólogo

-Director y fundador de Fred & Parra

-Conferencista

Publicación de géneros periodísticos:

https://fredandparra.wordpress.com/2017/02/25/contenido-destacado/

 

 

 

                                                                                                                        

Verónica Flores Pérez

-Comunicóloga

-Oradora

-Escritora de géneros periodísticos

 

Publicación de géneros periodísticos:

https://generos492781667.wordpress.com/2017/12/08/un-futuro-hostil-para-nuestra-generacion/

https://generos492781667.wordpress.com/2017/12/08/lucha-por-sobrevivir/

 

Itzel Reyes Camargo

-Comunicóloga

-Políglota

-Escritora/Periodista

Publicación de géneros periodísticos:

https://manati.mx/

 

 

Guillermo Rodríguez Bazán

-Comunicólogo

-Narrador de video juegos (gamer)

 

 

 

 

 

UNIVERSIDAD POPULAR AUTONOMA DEL ESTADO DE PUEBLA

 Proyecto final:

 El botón de autodestrucción

Maestra:

 María De Lourdes Esther Mateos Espejel

 Integrantes:

 Alfredo Segura Parra

Itzel Reyes Camargo

Verónica Flores Pérez

Guillermo Rodríguez Bazán

 

Cronograma

Actividad Fecha Responsable
Asistencia a conferencias CCU 28 de noviembre de 2017 Itzel Reyes y Verónica Flores
Entrevistas 28 de noviembre de 2017 Verónica Flores Pérez
Búsqueda de información 1 de diciembre de 2017 Itzel Reyes, Guillermo Bazán, Alfredo Segura y Verónica Flores
Elección del tema (estructura de hipótesis, etcétera) 2 de diciembre de 2017 Itzel Reyes, Guillermo Bazán, Alfredo Segura y Verónica Flores
Formulación de la introducción 4 de diciembre de 2017 Itzel Reyes, Guillermo Bazán, Alfredo Segura y Verónica Flores
Desarrollo de tema 5 de diciembre de 2017 Itzel Reyes, Guillermo Bazán, Alfredo Segura y Verónica Flores
Conclusión 6 de diciembre de 2017 Itzel Reyes, Guillermo Bazán, Alfredo Segura y Verónica Flores
     

 


 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s